Pomerania protectora animales

Pomerania protectora Precious

Tu perro es especial. Es tu mejor amigo, compañero y una fuente de amor incondicional. Lo más probable es que la hayas elegido porque te gustan los Pomerania y esperabas que tuviera ciertos rasgos que se ajustaran a tu estilo de vida:

¿Vale la pena? Por supuesto. Está llena de personalidad, ¡y la quieres por ello! Es una compañera cariñosa y dócil, pero puede ser independiente y voluntariosa. Con una socialización temprana y un liderazgo consistente, es una adición animada y leal a cualquier familia.

El Pomerania se originó en Alemania durante el siglo XVI como una raza Spitz grande utilizada para el pastoreo de ovejas. Después se redujo su tamaño para que sirviera de compañía. Los Pomerania más pequeños se convirtieron en mascotas populares cuando la Reina Victoria los importó a Gran Bretaña a finales del siglo XIX y estableció un criadero. Los Poms disfrutan de la compañía humana y se vinculan rápidamente, pero no tienden a ser demasiado pegajosos. Exigen ser el centro de atención y disfrutan entreteniendo con sus cómicos trucos y su vivaz visión de la vida. El Pomerania es una raza generalmente sana con una vida media de 15 años.

Cosas que sólo entienden los propietarios de pomerania

Requisitos de ejercicio: <20 minutos/día Nivel de energía: Muy enérgico Rango de longevidad: 12-16 años Tendencia a babear: Baja Tendencia a roncar: Baja Tendencia a ladrar: Alta Tendencia a escarbar: Baja Necesidades sociales/de atención: Bajo

Los Pomerania son fácilmente reconocibles por su exuberante y esponjoso pelaje doble y su cara de zorro con orejas puntiagudas y alerta. La forma del cuerpo es bastante cuadrada y la cola esponjosa se enrosca hacia arriba y sobre la espalda. Un grueso collar alrededor del cuello completa la imagen de un perro que podría soportar las nieves del norte de Alemania. La cabeza es algo redondeada con un hocico marcado.

Los pomerania están disponibles en una maravillosa gama de colores. El rojo intenso es el más comúnmente asociado con la raza, pero todo, desde el negro hasta el blanco, pasando por la marta y los tonos intermedios, son aceptables, incluso el chocolate.

Son perros pequeños y activos que necesitan hacer ejercicio a diario, aunque sólo sea un paseo alrededor de la manzana. Son bastante inteligentes y se desenvuelven bien en las competiciones de obediencia a pesar de tener una pequeña vena independiente. A medida que envejecen, están más dispuestos a ser verdaderos perros falderos.

MASTIFF TIBETANO CHINO CONTRA PERRO POMERANO PEQUEÑO

Antes de decidirse por cualquier raza de perro, debe investigar a fondo sus problemas de salud, su personalidad y su tendencia al comportamiento agresivo. Pero, esté prevenido: Cualquier perro, independientemente de su raza, puede volverse agresivo si no está bien socializado, e incluso los perros pequeños pueden causar grandes problemas.

Nos fijaremos en tres aspectos para determinar si una raza de perro es más propensa a tener tendencias agresivas que otra: la personalidad de la raza, los problemas de salud y los datos sobre mordeduras de perro. Entonces, ¿son agresivos los pomerania?

La raza de un perro predice mucho mejor su aspecto que su personalidad. Piense en los hermanos de una familia humana: a menudo se parecen, pero sus personalidades pueden ser muy diferentes. Los cachorros de una camada son similares. Un buen criador puede observar su camada y decirle qué cachorro es el más audaz, el más tímido o el más curioso.

Aunque la raza no es garantía de la personalidad de un perro, puede hacerse una idea de los rasgos de personalidad más arraigados del pomerania observando para qué fue criado. Hoy en día, el Pomerania se utiliza principalmente como perro faldero y compañero de mimos. Pero, al igual que muchos tipos de caniches, el Pomerania fue criado originalmente a partir de un perro de trabajo más grande y activo: el Spitz alemán.

Perro sobreprotector al límite – Pet Sense: Leo y Emma Parte 1

Los pomerania son criados como perros de compañía y, como tales, suelen ser muy protectores con sus dueños y familias. Este instinto de protección suele manifestarse en forma de ladridos o gruñidos a los extraños y, en algunos casos, de mordiscos.

Aunque los pomeranios no suelen considerarse perros agresivos, su instinto de protección a veces puede dar lugar a una agresión si sienten que sus dueños o sus familias están amenazados.

Los pomerania suelen ser protectores de sus dueños y pueden ladrar a los extraños o a otros animales que se les acercan. También pueden agitarse si su dueño se ve amenazado o si sienten que algo va mal.

Por ejemplo, si un pomerania se ha criado en un hogar cariñoso con poca o ninguna exposición al peligro, sus instintos protectores serán más débiles que los de un pomerania criado en un hogar abusivo o en un hogar en el que está constantemente expuesto al peligro. Es importante socializar a los pomerania desde una edad temprana para que aprendan a confiar en las personas y se sientan cómodos en diversos entornos.

Editorial Mipomerania.pet

Somos fanáticos de los relojes y la tecnología. Pensamos que los pomeraniaes hoy en día son herramientas muy completas y funcionales. También somos fanáticos del running y las aventuras al aire libre. No te recomendaremos nada, que no usaríamos nosotros